Energía Geotérmica

Bomba de Calor

bomba de calor geotérmicaConsiste en aprovechar la energía existente en el subsuelo con el fin de utilizarla en la climatización de viviendas aisladas o edificios. Para ello utilizamos un lazo enterrado que está en contacto directo con la tierra y por el que circula el fluido transmisor del calor.

El aprovechamiento se realiza a través de un intercambio energético entre los tubos de nuestro intercambiador de calor subterráneo y el subsuelo. Esta energía será transferida por la bomba de calor al sistema de emisores (radiadores, suelo radiante, etc.).

A una profundidad de 15 o 20 metros la temperatura del subsuelo se estabiliza alrededor de los 17 ºC; esto hace que la bomba de calor alcance de una manera más fácil la temperatura de confort (22 ºC) desde los 17 ºC aproximadamente del subsuelo, que desde temperaturas inferiores que normalmente tiene el aire.

En verano esta diferencia se acentúa. La bomba de calor gana eficiencia cuando trabaja como refrigerador ya que mantener la temperatura de confort de 25ºC en verano desde los 17º C del subsuelo es más fácil y tiene un coste menor que hacerlo desde el intercambio con el aire exterior que alcanza temperaturas de 30 ºC o 40 ºC.

Existen diferentes configuraciones de intercambiadores enterrados acoplados a bombas de calor geotérmicas que se aplican dependiendo de las características de cada proyecto

  • Intercambiador horizontal: Se utiliza en edificios con disponibilidad de una superficie de terreno grande.
  • Intercambiador vertical: Los pozos suelen tener una profundidad entre 50 y 150 metros y requiere menor superficie de terreno.
  • Bucle abierto: Se utiliza para el intercambio de calor en aguas freáticas. Este sistema es un sistema abierto ya que a diferencia de los anteriores no circula siempre el mismo fluido por el interior del lazo. Se usa el agua de un pozo como fluido para absorber o ceder calor al sistema.

 

Ventajas del sistema

  • El mismo sistema con los emisores adecuados (ej. Fan-Coils) cubre las necesidades de calefacción, aire acondicionado y ACS.
  • Los ahorros en calefacción y ACS son superiores al 60% respecto a caldera de gasóleo.
  • Los costes de instalación son superiores a una instalación solo calefacción pero inferiores a una instalación convencional con aire acondicionado.
  • Una vez instalado el intercambiador de subsuelo el pozo o zanja quedan completamente enterrados. No son necesarios equipos de fachada ni salidas de humos.
  • Si tiene piscina puede utilizarse el calor extraído de la vivienda en calentar el agua de la piscina (sin coste extra).
  • Opcionalmente la bomba de calor geotérmica puede combinarse con paneles solares de baja temperatura para aumentar más la eficiencia y disminuir la longitud del pozo o zanja.
  • En una vivienda unifamiliar la bomba de calor geotérmica evita de 4 a 5 toneladas de CO2 y otros vertidos contaminantes.

Este sitio utiliza cookies para almacenar información en su dispositivo. Conozca nuestra Política de cookies.